One Day Yes, cuentos para cambiar el mundo

10 / 5 / 2017 |

Una pequeña escuela y un libro de cuentos pueden cambiar el mundo. Si tienes alguna duda al respecto te invito a que entres y te quedes en el post de hoy, la historia de una escuela única, construída con materiales reciclados y mucho amor y solidaridad. Te invito a viajar a Kenia, a una isla que ha sido declarada Patrimonio de la Humanidad para descubrir que todavía existe una esperanza, aún podemos trabajar pensando en un mundo mejor.

Portada de la web de One Day Yes, proyecto para construír una

Hace un tiempo descubrí a través de una gran amiga el proyecto de la escuelita One Day Yes, una de esas historias que te hacen creer en que un mundo nuevo es posible. Porque mucha gente pequeña en sus pequeños lugares del planeta, haciendo cosas pequeñas, son los que consiguen cambiar el mundo. Ni más ni menos. Y no se me ocurre una manera mejor de hacerlo que a través de los cuentos.

El proyecto nació con la única intención de crear una pequeña escuela para las niñas y niños de Lamu, una isla de Kenia, la escuela Twashukuru, con el objetivo de que sea autosuficiente. ¿Sencillo, verdad? Pues lo cierto es que en las cosas sencillas está el secreto del éxito y de la felicidad en esta vida.

La escuela es mucho más que un simple edificio, es toda una filosofía y esperanza de cambio en esta población. Ha sido contruída con botellas de plástico y vidrio recicladas. Un centro con una filosofía sostenible basada en el reciclaje y en el que, por supuesto, la música tiene un papel muy especial. Tenía que ser así para ser del revés 🙂

Fuera de África, el trabajo de One Day Yes se centra en sensibilizar a las familias europeas sobre la existencia de la cultura swahilli y para dar a conocer la existencia de un continente alegre, lleno de vida y de historias que contar. En esa dinámica se encuadra su proyecto de crowdfunding actual con el que pretenden publicar un libro en el que se recojan varios cuentos e historias tradicionales de Lamu, propios de la tradición swahilli en Kenia.

El libro, además, estará ilustrado por los alumnos/as de la escuela, con el trabajo de un taller que realizarán este verano en la isla. Puedes apoyarles y recibir varias recompensas a través del crowdfunding que tienen en marcha hasta finales de mayo en verkami.

 

Si no te apetece o no puedes colaborar ahora en el crowdfunding no te preocupes porque tienen abiertas distintas líneas de colaboración para apoyar la construcción de su comedor, del aula de música, del huerto ecológico, el transporte para los niños/as, etc.

Te animo a investigar a fondo este maravilloso proyecto que me ha conquistado. Una de esas pequeñas grandes ideas que mueven y cambian el mundo. Y si te apetece hacer un viaje diferente en tus próximas vacaciones, este equipazo también ha empezado a organizar viajes solidarios para conocer sus instalaciones y su trabajo en Kenia.

Te invito a conocer la historia de esta maravillosa escuela. Una de esas escuelas que pueden cambiar el mundo.

 

La escuela Twashukuru, en Lamu, Kenia

Escuela de Lamu, en Kenia

Compartir:

También te puede interesar...

foto de Eva Guein, libros para niños

Más libros cantados para niños

De nuevo la música como eje del disfrute, de la vida y el aprendizaje. Cómo la hemos utilizado en la casa del revés en la introducción de los libros como un nuevo tesoro para la peque, ante sus dificultades de comprensión. Libros cantados ideales para bebés, aunque los libros cantados y/o rimados son recomendables a cualquier edad.

Peques del revés

Cuando el hermano pequeño se convierte en el mayor

Como los procesos más naturales que vivimos en nuestra vida. Sin dramas. Sin miedos ni “pobrecito”. Así fue como nuestro hijo pequeño se convirtió en hermano mayor sin serlo. Porque en una familia diversa todos y cada uno de los miembros de esa unidad acaban teniendo que asumir en algún momento un rol que no […]

Hospital con niños, Hospital de Día Materno Infantil

Sobrevivir con niños en el hospital

Pasar unas horas, días, semanas, meses en el hospital no suele ser el plan ideal de ningún adulto, pero si hablamos de los niños, en general, la impaciencia y el desconcierto pueden crecer. Te hablo de mi experiencia y te doy mis claves para salir adelante en la experiencia con éxito. Porque el hospital, al fin y al cabo, es vida, es un espacio pensado para devolverla.

¿Te interesa colaborar con nosotros? Cuéntanos
Malas madres
Madre Esfera
Utilizamos cookies propias y de terceros. Si continuas navegando, entendemos que aceptas su uso.